Los envases de Dulcesol serán biodegradables en 2021

1200 toneladas de plástico al año. Este es el objetivo que se ha marcado Vicky Foods, el grupo al que pertenece la marca de bollería y pastelería Dulcesol, dentro de sus compromisos medioambientales y que logrará eliminando parte del plástico de un solo uso de sus envases.

De esta manera, la multinacional logrará que 45 millones de paquetes al año se degraden como un residuo más. Este objetivo forma parte de su política de sostenibilidad medioambiental y su compromiso por llevar a cabo un consumo eficiente de las materias primas y la reducción de residuos generados.

Sus envases de magdalenas ecológicas y croissants integrales se han convertido recientemente en biodegradables, cuyo material sigue todas las normativas de la UE. En verano de 2021 todas las líneas de pan contarán también con ello.

La gestión responsable de residuos y recursos naturales forman parte de la política de compras y fabricación del grupo, en concreto el consumo de materiales plásticos convencionales para los envases y embalajes. Además de ser uno de sus ejes de actuación destacados.

El grupo lleva aplicando durante años una serie de medidas bajo el enfoque de “Reducir, Reutilizar y Reciclar”, entre las que se encuentran la investigación de materiales sustitutivos a base de PLA (poliácido láctico) o la disminución del espesor de las láminas de plástico.

Otros objetivos del grupo que pretenden alcanzar en 2020 son reducir la producción de residuos de cartón, disminuir el consumo de gases efecto invernadero en un 5% así como el consumo de agua. Estos y otros, se enmarcan dentro de la estrategia de RSC del grupo de desarrollar mejoras en relación con el desarrollo del producto, en concreto aquellos de producción ecológica.

Dulcesol forma parte de Vicky Foods desde 2019 con el fin de saltar al mercado internacional, y así aumentar su presencia en Estados Unidos y China. Ahora opera en más de 50 países. Este grupo, antes denominado como Grupo Dulcesol, agrupa a otras empresas como Be Plus, de productos saludables y Hermanos Juan, de bollería y pan congelado destinado a la hostelería.

Con esta serie de compromisos Dulcesol se une a otras marcas con el fin de minimizar el impacto medioambiental y de esta forma promueve un consumo eficiente de materias primas y reducción de residuos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *