Greta Thunberg gana la primera edición del Premio Gulbenkian por la Humanidad

La Fundación Calouste Gulbenkian de Portugal ha querido lanzar este 2020 un premio para distinguir a personas o instituciones cuya labor es la lucha contra el cambio climático. En este sentido, la fundación que abandera la activista sueca Greta Thunberg, ha sido dotada con un millón de euros para que pueda seguir con sus actividades.

Greta superó a las 136 candidaturas de 46 países que postulaban al premio y fue elegida con amplio consenso, según explicó en una nota el presidente del jurado que otorgaba el galardón, el expresidente de Portugal Jorge Sampaio.

“La forma en la que ha conseguido movilizar a las nuevas generaciones para la causa del clima y su lucha tenaz por cambiar el status quo son dos circunstancias que hacen de ella una de las figuras más influyentes de la actualidad”, aseguraba Sampaio.

Isabel Mota, presidenta de la Fundación Calouste Gulbenkian, explica sobre la reciente creación de la modalidad que premia las acciones sostenibles para el planeta que “hay que hacer hincapié en el compromiso con la urgencia de acción climática, contribuyendo a una sociedad más preparada para las alteraciones globales y protegiendo en especial a los más vulnerables.”

Greta Thunberg agradeció el premio a través de un vídeo de Instagram. 


“Estoy realmente agradecida por haber recibido el Premio Gulbenkian para la Humanidad. Estamos viviendo una emergencia climática y mi fundación donará el precio en metálico, que es 1 millón de euros, lo más rápido posible para apoyar a organizaciones y proyectos que luchan por un mundo sostenible, defendiendo la naturaleza y apoyando a la gente que ya está viviendo los peores impactos del cambio climático. En particular, a todos aquellos que viven en el hemisferio sur”, explica Greta en su cuenta de Instagram.

Ya se han donado los primeros 200.000 euros

“Empezaremos donando 100.000 euros a la campaña para salvar la Amazonia, dirigida por Fridays For Future Brasil, que también combatirá los efectos de la COVID-19 en el Amazonas.”

“Otros 100.000 euros irán para la fundación Stop Ecocide, para apoyar su trabajo y conseguir que el ecocidio se considere un delito internacional.”


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *