Coches, patinetes y bicis eléctricas: conoce sus ventajas y los mejores modelos del mercado

El 70% de la contaminación global del aire en la actualidad se debe al tráfico de las ciudades.  Por esta razón , la Unión Europea ha obligado a todos sus estados miembros a minimizar sus emisiones de gases de efecto invernadero en un 40% en relación con los del año 1990.

Ahora contamos con multitud de posibilidades para movernos por las ciudades respetando al medio ambiente lo máximo posible,  desde usando transporte público a un patinete eléctrico.

La movilidad sostenible no es cosa solo de los ciudadanos, también atañe a las empresas y a los gobiernos. Se debe promover el uso de combustibles y vehículos alternativos. Algunas ciudades han comenzado a implementar estas medidas:

– La construcción de carriles exclusivos para buses y tranvías urbanos.

– Fomentar el uso de la bicicleta: sistemas públicos, estacionamiento.

– Promover los vehículos eléctricos, tanto bicicletas, como autobuses o coches. No generan emisiones y disminuyen la contaminación auditiva.

Nuevos modelos de movilidad sostenible

Existen gran variedad, desde aquellos que puedes usar de forma particular hasta colectivos, los que requieren de más inversión, etc.

Coche eléctrico

El coche eléctrico es el más común y puede que el más adecuado para aquellos que se vean en la necesidad de hacerse con un  nuevo coche. Si no quieres renunciar a su comodidad, esta es la mejor opción sostenible.

El coche derrocha mucha energía, es el medio de transporte menos eficiente y el más contaminante (emite un 70 % más de dióxido de carbono que el transporte público). Uno eléctrico emplea energía eléctrica que está almacenada normalmente en baterías recargables. Además, tiene una tasa de averías cercana al 0% y un mantenimiento casi inexistente y  se beneficia de la energía de las frenadas.

Una de sus grandes ventajas frente a otros transportes es que tienen facilidades en las ciudades, como poder circular por carriles BUS y VAO, también cuentan con incentivos de compra, se recargan en casa…

Si adquieres un coche eléctrico con una autonomía igual o mayor a los 90 kilómetros tendrás una ayuda de 4.000 euros y si le achatarras te asciende a 5.500 euros. El requisito en antigüedad es de 7 años. Asimismo, los concesionarios deben ofrecer un descuento obligatorio en la factura de 1.000 euros más IVA por subvención del punto de carga.

Ventajas de un coche eléctrico

  • Ahorras en impuestos.No pagas la tasa por emisiones de dióxido de carbono a la atmósfera, ahorras en el impuesto de circulación, cuentas con incentivos fiscales para su adquisición y hay seguros con coberturas y precios competitivos.
  • No contaminas el aire.Con los eléctricos se reduce la emisión en dos toneladas netas de CO2 al año.
  • Menos ruido.
  • Debido al motor no emitirá nada de ruido. Y así no contribuyes a su contaminación afectando a la salud física y emocional causando irritabilidad, jaquecas, alteración de la presión arterial, etc.
  • Menos gasto energético.
  • Emplea una energía más saludable y económica. También, la eficiencia del motor eléctrico es casi tres veces mayor.
  • Durabilidad.
  • Como se ha mencionado, requiere de menos mantenimiento, no tienes, por lo tanto, que  hacer cambios de filtros…

Los mejores coches eléctricos del mercado en la actualidad

En  primer lugar tenemos el SEAT Mii Electric, que ahora es el más barato. Su precio es 21.230, pero con descuentos promocionales de la propia marca baja a 17.800 euros. Su motor eléctrico es de 61 kW (83 CV) y 212 Nm de par máximo, gestionado por una transmisión automática de una sola velocidad. La batería de iones de litio de 32,3 kWh le confiere una autonomía en ciclo mixto de 259 km en WLTP (estándar que mide los niveles contaminantes y emisiones de CO2).

Oferta Mii Electric con punto de carga por 17.900€ | SEAT

Otro vehículo que está muy bien si quieres gastar un poco más es el Škoda CITIGOe iV, cuyo coste es de los 22.370, 18.500 euros acogiéndose a los descuentos de la marca. Tiene 83 CV de potencia (61 kW) y un par máximo de 210 Nm. El propulsor con capacidad de 36,8 kWh lo alimenta una batería de iones de litio, lo que se traduce en hasta 260 km de autonomía WLTP.

El Volkswagen e-up! cuenta con las mismas cualidades que los dos modelos anteriores, 260 km de autonomía WLTP, 83 CV (61 kW) y 212 Nm de par motor. Su precio es de 23.245 euros y no tiene ningún descuento ni promoción añadida.

Nuevo e-up! Una pequeña revolución eléctrica | Volkswagen España

2. “Carsharing”

Si nuestro caso es que solo necesitamos el coche en situaciones puntuales podemos usar el “carsharing”. Consiste en alquilar el vehículo durante horas, días, semanas, etc. Hay diferentes estilos, desde el “carsharing” corporativo hasta el “carsharing” para particulares.

Si queremos ser responsables con el medio ambiente, nos haremos con uno eléctrico.

Lo primero que hay que hacer para disfrutar de este servicio es registrase en la web e introducir el carnet de conducir y todos los datos que pidan para crear el perfil darse de alta como conductor. Una vez hecho eso, habrá que desplazarse a los puntos donde estén los coches de la empresa y gracias a una tarjeta electrónica o por la aplicación se podrá abrir el automóvil.

Empresas de “carsharing” en España

En Madrid y Barcelona está Ubeeqo. Es la primera que contaba con un modelo de carsharing por el cual se contaba con la posibilidad de alquilar un coche sin retorno, es decir pagando solo por el tiempo de uso. Son  5 euros la hora y 32 euros el día en Madrid y 6,50 euros la hora y 29 euros el día en Barcelona.

En Madrid también opera Electricway con este modelo: 5 Renault Twizy. Son 3 ueros la hora y 18 euros el día.

Patinetes eléctricos

Con ellos te puedes desplazar de forma ágil, útil y sostenible y no importa la edad que tengas, cualquiera puede manejarlo.

Para distancias cortas el que incorpora un motor y un sistema de frenado más seguro que el típico patinete es la mejor opción.

Dependiendo del modelo, tendrá más o menos prestaciones y velocidad (la media es de 15 km/h). Por ejemplo, un patinete de 125W llega a los 12km/h y su autonomía va de 6 a 8 km. Y uno con una potencia de 250 W alcanza los 20 km/h y tiene 20 km de autonomía.

Los que nos encontramos después son los de 500 W que alcanzan 28 km/h y llegan a recorrer unos 33 km.  Y por último están lo de 1800-2000 W que llegan a los 42 km/h y recorren 20 km.

Los dos mejores modelos de patinetes eléctricos en relación calidad – precio:

  • El Xiaomi Mi Electric Scooter Pro: es el más visto en las calles. Destaca su sistema de cierre, el reposapiés, la barra de dirección gruesa, el panel del Pro porque su luminosidad permite verlo claramente durante el día, etc. Ofrece casi 10 km más que otros patinetes, como resultado, tiene 35 km de autonomía. La única desventaja es que es voluminoso y el más pesado por la batería tan grande. Su precio es de 499 euros.
Rebajas
Xiaomi Mi Electric Scooter PRO 2 (Black), Versión básica
  • Elegante y elegante, portátil y seguro
  • Diseño minimalista, aluminio de grado
  • Diseño funcional
  • El Bongo Serie A Connected: es fácil de plegar, es cómodo de manejar, tiene reflectantes en las ruedas, una pantalla en el centro del manillar que ofrece una interfaz clara e intuitiva, tiene un sistema de frenado triple, etc. Otra gran ventaja es la batería, pues la podemos extraer y cargarla en cualquier lugar. Tiene una autonomía de unos 22 kilómetros. Su precio es de 349 euros.

Hoverboard

Este transporte es más habitual verlo entre los jóvenes pero cualquiera podría utilizarlo.

Tiene dos motores, uno en cada rueda, además de sensores que recogen la información sobre nuestros movimientos. Algunos cuentan con un sistema de autoequilibrio.

Algunas de las ventajas que presenta son que lo puedes transportar en la mochila, cambiarles las ruedas es sencillo, se adaptan a cualquier tipo de superficie, etc.

Algunas de sus características: pesan entre 10 y 13 kilos, sus baterías se cargan en 2 o 3 horas, la autonomía dependerá de la potencia que tenga ( que va desde los 250W (10 km/h máximo) a los 800W (15 km/h y autonomía de 20 km)), suben pendientes de 15 hasta 36 grados de inclinación.

Destacan:

  • CITYSPORTS Hoverboard 6.5 Pulgadas: tiene dos motores de 350 W y cuatro sensores que te permitirán moverte hasta unos 15 km/h. Su autonomía es de 12 km. Es ligero, ecológico y fácil de maniobrar. Además tiene luces LED que posibilitan que se te vea mientras te mueves con él. Su precio es de 209 euros.
  •  COLORWAY Hoverboard 6.5 Pulgadas: sus motores son de 700 W y sus neumáticos resistentes a los pinchazos. Con una autonomía de varias horas de uso, puedes alcanzar hasta los 15 km/h. Tiene 4 sensores giroscópicos de cuarta generación que te ayudan a conservar el equilibrio y mantener la seguridad.
HITWAY 6.5” Patinete Eléctrico con Silla, Hoverboards Bluetooth, Scooter Eléctrico Asiento kart, Self Balancing Scooter Potente Motor con Indicador LED, Regalo para Niños
  • SISTEMA DE SEGURIDAD MÁS ALTO: para altas exigencias y...
  • POTENTE RENDIMIENTO: con 2 motores potentes, el scooter...
  • INDICADOR LED Y ALTAVOZ BLUETOOTH: 2 luces delanteras LED para...

Bicicletas eléctricas

Para recorridos largos, en vez de usar una bicicleta tradicional con esta podemos no pedalear. Además, llevan una batería y un sistema de control de asistencia.

En vías interurbanas y carreteras se debe usar caso, pero en la ciudad no. Por las aceras no se puede circular ni con este tipo de bicicleta ni con la tradicional. Asimismo, tienes que llevar por la noche, luz delantera blanca y trasera de color rojo.

Para usar una bicicleta eléctrica no es necesario tener licencia, tampoco contar con un seguro de daños a terceros ni se requiere abonar impuesto de circulación . Habría que matricularla, contratar un seguro y disponer de una licencia si su motor supera los 250W o no se detiene la asistencia al pedaleo al alcanzar los 25 km/h.

Bicicletas eléctricas destacadas

  • NMC Moscow: es una bicicleta eléctrica de montaña fabricada en un 100 % de aluminio, con una horquilla con amortiguación delantera que hace que pese cerca de 30 kilogramos. La rueda tiene un tamaño de 29 pulgadas y la bicicleta tiene  21 velocidades. Cuenta con 6 niveles de asistencia de pedaleo y un puerto USB que te permite cargar los dispositivos electrónicos. Su precio es de 1500 euros.
  • CityBoard E- Tui: su velocidad máxima es de 30 km/h, tiene una autonomía de 100 kilómetros y 6 niveles de pedaleo. Las ruedas son de 27 pulgadas, el motor de 250 W y no es plegable. Su precio es de 800 euros.
Bicicleta de montaña eléctrica de 27,5 pulgadas, motor eléctrico central BAFANG 48V 750W, con batería de litio extraíble de 12,8 Ah, sistema de frenos de doble disco de suspensión completa Shimano 9
  • EXCELENTES COMPONENTES - Marco y manillar de aleación de...
  • POTENTE MOTOR Y BATERÍA DE LITIO CONSTRUIDA - BBS02B 48V 750W...
  • SISTEMA DE FRENOS Y CAMBIOS - Freno de disco hidráulico; Palanca...

Moto eléctrica

Para moverse por la ciudad, para realizar trayectos habituales y desplazamientos cortos. Algunas de sus ventajas son:

-No necesitan repostar en las estaciones de servicio tradicionales.

-Recargarlas es más barato que llenar el depósito de una moto convencional.

-Requieren de menor mantenimiento.

-No generan emisiones contaminantes.

-Son silenciosas.

Las mejores motos eléctricas

  • Vespa Elettrica L3: alcanza una potencia máxima de 4 kW y su máxima velocidad es de 70 km/h. Tiene una autonomía de 100 km. Su precio es de 6699 euros o 5949 euros con el Plan MOVES II.
Vespa Elettrica - Vespa.com
  • Niu N-GT: es la equivalente a una 125 cc. Tiene 80 km/h de máxima velocidad y baterías extraíbles Panasonic que ofrecen hasta 100 km de autonomía y 3 años de conectividad a través de la APP de NIU. Son 4499 euros o 3749 con el Plan MOVES II.
NIU NGT

Motosharing

Al igual que el “carsharing”, consiste en alquilar motos eléctricas por periodos cortos de tiempo. Se podrá coger y dejar la moto en los puntos que determine la compañía.

En Madrid existen dos empresas, eCooltra y Muving.

eCooltra te permite alquilar una moto por 0,24 céntimos por minuto.

Y Muving por 0,18 céntimos por minuto y los 15 primeros minutos de uso son gratuitos.

Para poder alquilar una moto durante un tiempo determinado se debe descargar una aplicación en la que hay que registrase e introducir los datos de la tarjeta de crédito. A continuación, se reserva la moto que se desee y habrá que ir al lugar donde se encuentre.

8. Segway

Este tipo de transporte lo sueles ver ciudades con playas o en centros comerciales utilizados por personal de seguridad.

Es un tipo de transporte de movimiento ligero giroscópico y eléctrico, dispuesto sobre dos ruedas  y con autobalanceo. Los movimientos se controlan a partir del ordenador que está incorporado en su panel de abordo. Es respetuoso con el medio ambiente porque cuenta con un motor eléctrico. Además, no hace apenas ruido.

Estrategia Española Frente Al Cambio climático

En el documento elaborado entre el Ministerio de Fomento y el MARM (Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino) se señalan, entre otros, los métodos para reducir la dependencia energética y el cambio climático.

  • Se debe priorizar el transporte público.
  • Favorecer el uso más eficiente de los medios de transporte potenciando la etiqueta energética de los turismos y apoyando a los vehículos híbridos y eléctricos.
  • Impulsar la renovación del parque español de vehículos.
  • Reforzar la investigación y el desarrollo de vehículos más limpios y eficientes energéticamente.
  • Replantear a la industria modificar sus producciones, actuando en el desarrollo de nuevas motorizaciones.
  • Promover el ecodiseño aplicado al automóvil.
  • Fomentar la producción y el uso de biocarburantes y otros combustibles renovables.
  • Crear más ZBE (Zonas de Bajas Emisiones) en las ciudades.

Asimismo, se centran en estos aspectos en concreto de los vehículos:

  • Los combustibles deben ser de mejor calidad yse tiene que garantizar una reducción de su impacto.
  • Los vehículos tiene que ser menos contaminantes y menos ruidosos. Además de ser de menor peso y conllevar menor consumo energético.

Los EPI se pueden convertir en biocombustible

Los EPI se están desechando continuamente debido a la pandemia de COVID-19, lo que se convierte en una amenaza significativa para el medio ambiente. Un estudio publicado en la revista “Biofuels” realizado por la Universidad de Estudios de Petróleo y Energía de la India sugiere que se le debe poner freno. Proponen una estrategia que podría ayudar a mitigar este problema.

El plástico se podría convertir en biocombustible. Pero ¿Cómo? En el estudio, una de las autoras, Sapna Jain, señala que la transformación no servirá únicamente para reducir los efectos secundarios de los EPI en la humanidad sino también, permitirá producir una fuente de energía sostenible. Por ello, la estrategia que han propuesto es “una medida sugerente que aborda el problema anticipado de la eliminación del EPI”.

La influencia de los EPIS en el medio ambiente

Si bien es cierto que el parón de las actividades económicas debido a la cuarentena permitió sanear la capa de ozono y mejorar la calidad del aire y de las aguas, se ha producido un aumento de contaminación debido al plástico de las mascarillas, sobre todo del de usar y tirar.

Por ejemplo, aunque a primera vista los guantes de látex natural puedan parecer una opción ecológica, no siempre lo son. Depende de qué aditivos químicos hayan sido utilizados en su producción. Es el motivo por el que, cuando se descomponen, pueden dañar el medio ambiente.

Según el informe del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA) publicado en 2019 la contaminación por plásticos es uno de los principales problemas ambientales del planeta. Asimismo, un informe de Ecoembes señala que desde el inicio del estado de alarma se ha incrementado un 15% la recogida de material en los contenedores amarillos.

A principios de 2020 se percibía que la sociedad estaba plenamente concienciada de los problemas de sostenibilidad de los plásticos. Pero el hecho de necesitar frenar la propagación del virus ha causado que el plástico sea un material indispensable.

Los EPI se ha diseñado para un solo uso en su gran mayoría. Su eliminación no es completa, tan solo se tiran a la basura y acaban en vertederos u océanos, por lo que necesitarán décadas para descomponerse.

Por ello, proponen su reciclaje y descomposición. Los EPI deben convertirse en combustible mediante pirólisis, proceso químico que por medio de temperaturas de entre 300 y 400 grados durante una hora, se descompone el plástico.

5 ideas de sostenibilidad para incluir en el plan de RSC de la empresa

Hace unos años era inimaginable que el respeto por el medio ambiente y el miedo al cambio climático fueran convertirse en una prioridad. Hoy en día han alcanzado unos niveles de preocupación muy altos. De esta forma, la conciencia ecológica se ha convertido en una necesidad y, a la vez, en una obligación.

Las ciudades ya han introducido cambios desde hace tiempo con la señalización de carriles bici para fomentar el uso de, como su propio nombre indica, la bicicleta y no el uso de otros transportes, la distribución de los diferentes contenedores de reciclaje… Y a estas acciones se le suma el interés de muchas personas por reducir el consumo de agua y luz.

La Responsabilidad Social Corporativa (RSC) es una forma de dirigir las empresas basado en la gestión de los impactos que su actividad genera sobre sus clientes, empleados, accionistas, comunidades locales, medioambiente y sobre la sociedad en general.

Pero estos pequeños gestos no son suficientes si las empresas no ponen de su parte. Sí, por complicado que parezca, las empresas siempre pueden volcar sus esfuerzos en la sostenibilidad dentro del plano de la Responsabilidad Social Corporativa (RSC).

5 ideas para conseguir una empresa más sostenible

La sostenibilidad empresarial es un concepto que trata la capacidad de una empresa para realizar determinadas actividades que tengan en cuenta varios criterios, en concreto, 3: el económico, el social y el ambiental. Sostenibilidad significa precaución, responsabilidad y buen trato a la naturaleza para conservarla y protegerla y, así, no agotar sus recursos naturales.

De hecho, cada vez son más las personas con conciencia ecológica que prefieren comprar productos o adquirir servicios de aquellas entidades comprometidas con el cuidado del medio ambiente. Por esta misma razón, aquellas empresas comprometidas con la sostenibilidad notan un incremento en cuanto a las ventas, ya que los consumidores son cada vez más responsables.

Hay muchas estrategias para transformar las empresas en entidades sostenibles:

  1. Economizar los recursos energéticos. Esta estrategia sirve para mejorar la productividad. Se trata de analizar cuáles son las fuentes de energía que existen para, después, tomar las medidas oportunas. Algunos ejemplos son: utilizar la luz solar antes que recurrir a la electricidad o al gas, aislar las ventanas y las paredes mejor que usar la calefacción, pagar los equipos cuando no se estén utilizando, regular la temperatura de climatización… Siempre se puede pensar en cambiar de unos sistemas a otros que supongan un gasto energético menor.
  2. La utilización de los recursos próximos. La empresa debe aprovechar en su actividad aquellos recursos que el territorio cercano le ofrezca. Una idea es la instalación de parques eólicos o placas solares en caso de que sea un lugar donde haya mucho viento o sea un lugar muy soleado.
  3. La gestión del transporte. Con esta estrategia se intenta ahorrar en transporte y reducir la contaminación que este genera. Hay muchas maneras de hacerlo, como el desplazamiento a pie para llegar al trabajo, ir en bicicleta o usar el transporte público, compartir el coche con otros trabajadores para evitar viajes individuales… Otra buena opción es apostar e invertir en vehículos eléctricos o híbridos.
  4. La aplicación de la denominada economía circular. La materia resulta limitada, es un hecho. La economía circula se basa en unos principios por los cuales se intenta reducir la llegada de componentes a la entidad mientras se reutilizan todos aquellos que ya habían entrado y formado parte de la actividad empresarial. Consiste en una labor de gestión o de reciclaje de los residuos generados con anterioridad. El papel, por ejemplo, es uno de los materiales más utilizados en las empresas y detrás de él está el cambio climático o hay graves problemas de deforestación. Una opción diferente es promover el intercambio de archivos de manera digital a través de ordenadores u otros dispositivos para reducir el uso de papel.
  5. También se puede tener en cuenta la selección de los proveedores, de forma que se elijan entre todos los que tengan un mayor compromiso medioambiental y aquellos que estén más próximos. La colaboración con las entidades que llevan a cabo acciones que aporten un beneficio socio-ambiental es muy importante y aporta un mayor prestigio.

La sostenibilidad empresarial fomenta la buena imagen de las empresas y si estas general una gran cantidad de residuos, las entidades siempre pueden recurrir a la regla de las 3R:

  • Reducción del volumen de residuos
  • Reutilización de residuos
  • Reciclaje

Además, entre los planes empresariales debería estar la integración del ecodiseño, por el cual se concibe directamente la creación de productos y de servicios teniendo en cuenta el plano ambiental.

A mayores, el trabajo y las ganas de cambio a mejor tiene que percibirse y venir desde los empleados de todos los distintos niveles que conforman la actividad empresarial. Tienen que ser capaces de interiorizar cuáles son los valores que defiende la sostenibilidad (valores económicos, sociales y ambientales) y demostrar que les importa y que les preocupa el futuro del planeta. Incluso los empleados pueden ser recompensados por las acciones sostenibles que lleven a cabo en caso de que la empresa promueva una campaña que incentive los comportamientos responsables. Las empresas, por su parte, serán capaces de conocer qué cantidad de recursos se consumen y dónde existen ineficiencias o lagunas en su productividad.

Una colaboración entre las empresas y la población sería el acuerdo perfecto para fomentar el desarrollo de un entrono saludable. Además, hay que señalar el papel fundamental que desempeñan las campañas de comunicación de sensibilización medioambiental. El cambio tiene que despertarse lo antes posibles, en edades tempranas, por lo que la educación y formación ambiental desde los niveles educativos más inferiores son esenciales para llevar a cabo una verdadera labor de concienciación.

¿Por qué contaminamos el agua?

La contaminación del agua procede de la acumulación de sustancias, ya sean o no de la misma tipología, en el agua, cuando son ajenas a este elemento natural. La presencia de materiales de todo tipo en ecosistemas acuáticos es una realidad visible en prácticamente cualquier lugar donde estos existen. Voluntarios de todo el mundo recogen kilos de basura en las costas, ríos y otros entornos, que se acumulan y afectan a la vida de los seres vivos, ya sean animales o plantas, pero también a las personas más vulnerables.

Esta contaminación supone que las características del agua se modifican física, química o biológicamente, de tal manera que su calidad se ve alterada y, a largo plazo, constituye un efecto dañino para todo aquel que la consume. De hecho, uno de los riesgos de la contaminación es la desaparición de algunas especies al no poder adaptarse a los cambios en el ecosistema donde viven.

Otro problema es el de la aparición de algas invasoras que se nutren de los residuos contaminantes y, por tanto, su población se ve ampliada con la acumulación de más desperdicios, afectando a un entorno donde nunca habrían aparecido de manera natural.

Agua: elemento fundamental para la vida

El agua es un elemento fundamental para la vida en la Tierra, ya que supone un 75% de toda la superficie del planeta. Los humanos la utilizamos para múltiples fines, desde el más básico, beber; hasta otros quehaceres diarios como cocinar o llevar una buena higiene. Pero la mayoría de las aguas del planeta son saladas, y solo un 3% son dulces, procedentes de arroyos, lagos y lagunas, lo que significa que a pesar de que el planeta está compuesto de agua en su mayor parte, solo un pequeño porcentaje es apto para nuestro consumo. Un pequeño porcentaje del que dependemos seres humanos y animales para nuestra supervivencia.

Pero prácticamente ningún ecosistema acuático se libra de la contaminación, un problema que en las últimas décadas, ha desencadenado consecuencias negativas para todos los seres vivos.

Causas de la contaminación en el agua

La principal causa de contaminación en el agua es la actividad humana, que libera vertidos contaminantes a las aguas, por ejemplo, procedentes de tuberías o sistemas de alcantarillado, procedentes de fábricas, de plantas de tratamiento de aguas residuales, de pozos de petróleo, etc.

Muchos de estos residuos, como los industriales, pueden permanecer en el agua sin ser eliminados. Los más habituales son el amianto, el plomo, el mercurio, el azufre, los nitratos y aceites, que alteran la composición del agua y, por tanto, la vida de las especies marinas.

Las aguas residuales también arrastran todo tipo de desperdicios. Por suerte, en este sentido trabajan algunas empresas emprendedoras que han observado la necesidad de reducir la contaminación para un futuro sostenible, y desarrollan, en la actualidad, técnicas de eliminación de dichos residuos en los países desarrollados.

Consecuencias

La consecuencia más evidente de la contaminación es la suciedad en los entornos acuáticos. Pero más allá de lo visible, este problema puede acarrear la muerte de animales, no solo peces o mamíferos marinos, sino también aves.

Además, los animales pequeños que llegan a consumir sustancias contaminantes en el agua pasan este residuo a sus depredadores cuando son cazados por especies más grandes que se alimentan de ellos. Estas sustancias nocivas, a su vez, pueden pasar a los seres humanos cuando comen algunos tipos de pescado.

Los animales que sobreviven no dejan de verse alterados por la contaminación, puesto que su comportamiento u orientación pueden verse alterados por esta problemática.

Otra gran consecuencia de la contaminación del agua es la aparición de lluvia ácida, que repercute en la salubridad del agua. Esta procede de la alteración del ph de las aguas, cuyo vapor, al condensarse, traslada a las nubes esas sustancias tóxicas que después se descargan en forma de lluvia ácida.

Posibles soluciones

Debido a que la industria es una de las principales causas de la contaminación del agua, es importante que este sector se reinvente hacia un futuro más sostenible. Por su parte, las administraciones deben imponer leyes que apoyen una industria respetuosa con el medio ambiente y una gestión eficiente de los residuos.

Otra posible solución viene dada por la movilidad eléctrica. Estos vehículos, al no depender de aceites de motor, anticongelantes u otros productos químicos que contaminan el agua, dejarían de suponer un peligro para los ecosistemas acuáticos. En la actualidad, es importante realizar una correcta gestión de los desperdicios procedentes del mantenimiento de los automóviles de diesel o gasolina, para evitar que contaminen nuestro entorno.

La agricultura, por último, deberá avanzar hacia un menor uso de fertilizantes y pesticidas que también afectan a la salubridad del agua; o hacia su sustitución por alternativas más ecológicas.

Veganismo: ¿Cuál es la mejor bebida vegetal para sustituir a la leche?

Las alternativas vegetales a la leche ya son un producto que no falta en ningún supermercado ni en tiendas veganas especializadas. De hecho, su consumo ha crecido en los últimos años, no solo en personas que no comen alimentos de origen animal, sino también en quienes no son veganos.

La ventaja es que es relativamente fácil dejar la leche y sustituirla por cualquier bebida vegetal, ya que su consistencia y utilidad es muy similar, aunque el sabor no siempre se parece. Hay diferentes motivos que pueden llevar a una persona a dejar de comprar leche para empezar a tomar bebidas vegetales, desde la salud o problemas de intolerancias, hasta cuestiones medioambientales y éticas.

A nivel nutricional, no podemos afirmar que las bebidas vegetales de cualquier ingrediente sean un sustituto a la leche de vaca tradicional. Es más, lo que nos aportan las primeras no tiene nada que ver con lo que aporta la leche y si lo que buscamos es el calcio, hay otros muchos productos en el reino vegetal ricos en este mineral. Nutricionalmente, ambas tienen puntos positivos y negativos, pero el hecho de sustituirlas viene más por continuar el hábito de tomar café con leche para desayunar, o de utilizarla para cualquier receta que suele llevar leche, que por otro motivo.

Esto no significa que las leches vegetales no sean saludables. En este sentido, hay algunas más sanas que otras.

Cuál es la mejor leche vegetal

Las bebidas vegetales más conocidas son las de soja, arroz, avena y almendras, aunque también existen las que se hacen a base de cereales como el trigo, o de frutos secos como las avellanas y las nueces, así como de diferentes tipos de semillas. Su valor nutricional, por tanto, viene dado por la cantidad de la materia prima utilizada y sus propiedades, por el porcentaje de agua, por la cantidad de azúcar, en el caso de que la tenga; o por si está enriquecida con vitaminas como la B12, o con minerales como el calcio.

  • Soja. La bebida vegetal de soja es una de las más saludables. Nos aporta proteínas y, si está enriquecida con calcio y vitamina D, es una buena alternativa nutricional a la leche. Las bebidas vegetales hechas con otros ingredientes no son tan ricas en proteínas, y muchas vienen con una cantidad excesiva de azúcar. Por tanto, si lo que te importa es la salud, la leche de soja es tu opción, siempre y cuando no tengas una alergia que te impida ingerirla.
  • Arroz. Al contrario que la bebida de soja, la de arroz casi no tiene proteínas, pero sí es rica en hidratos de carbono, que en este producto se traducen, muchas veces, en azúcares libres, por lo que sería más saludable si el arroz fuera integral. Nutricionalmente, no es tan interesante como otras bebidas vegetales, pero como sustituto de la leche en el desayuno en cuanto a sabor, puede ser una buena opción.
  • Avena. Es una buena opción nutricionalmente hablando, aunque algunas también contienen hidratos de carbono en forma de azúcares libres, si bien la cantidad sería menor que la de arroz. Después de la de soja, la bebida de avena es una de las más saludables, aunque esto puede variar en función de la marca.
  • Almendras. Las bebidas vegetales a base de almendras pueden ser una buena fuente de calcio y distintas vitaminas. El gran inconveniente de esta bebida es que, habitualmente, es una de las más caras y la cantidad de almendras que contiene es mínima, lo cual a veces no compensa su precio. Esto, en parte, no solamente se debe a la minimización de costes por parte de las empresas productoras, sino a que el resultado no sería el mismo si se incorporasen grandes cantidades de almendras. Además, al ser un producto naturalmente amargo, las marcas suelen añadir más azúcar que en otras leches. Por tanto, lo más sano y económico, en este caso, sería hacerla uno mismo en casa.

Otras bebidas vegetales, como las de alpiste, avellanas, quinoa o espelta también pueden ser una alternativa para nuestros desayunos o preparaciones de repostería. El inconveniente es que, habitualmente, son más caras y difíciles de encontrar.

Etiquetas

Las etiquetas de todo producto que compramos en el supermercado son el punto desde el que obtendremos la máxima información sobre el alimento que vamos a comprar.

Al mirar la composición nutricional, te darás cuenta de que una misma bebida, por ejemplo, de avena, puede variar bastante en función de la marca. Lo mejor es que la lista de ingredientes sea corta, aunque esto es una regla general en cualquier producto procesado. En estas listas, lo fundamental que debes encontrar es el ingrediente principal (soja, avena, arroz, almendras, etc.), y agua. En términos generales, cualquier bebida vegetal debería contener más de un 10% de ese ingrediente base.

A veces, contienen azúcares y grasas, por lo que deberás fijarte en si se han incluido en cantidades más grandes o cantidades mínimas. También pueden contener vitaminas y minerales con los que se enriquece el producto.

La mayoría de los españoles evitaría el transporte aéreo por el cambio climático

La Segunda Encuesta sobre el Clima 2020-2021, realizada por el Banco Europeo de Inversiones (BEI) indica que la mayoría de los españoles estarían dispuestos a reducir el número de viajes que hacen en avión como método para frenar el cambio climático, decisión que prima sobre otras, como comer carne, comprar ropa nueva, utilizar plataformas de vídeo en streaming o ir en coche.

El estudio del BEI ha analizado la actitud de todos los ciudadanos de la Unión Europea, en cuanto a aquello que están dispuestos a poner en marcha para combatir el cambio climático durante este 2021.

Cómo nos afecta la pandemia

La decisión de reducir los viajes en avión no solo viene motivada por el cambio climático, sino también por cómo ha afectado la pandemia de la COVID-19 a los ciudadanos europeos, pues muchos de ellos han tenido que modificar sus hábitos de viaje.

Así, en las circunstancias actuales, la mayoría de los españoles piensan que les sería más sencillo minimizar los viajes en avión antes que otro tipo de transportes u otras medidas importantes para frenar el cambio climático. El 42% de los españoles, precisamente, opina que volar es la opción más fácil para luchar contra el calentamiento global; mientras que el 33% indica que renunciar al coche les resultaría mucho más complicado. Quienes pretenden hacer un uso mínimo del transporte aéreo también indican que optarían por pasar sus vacaciones en España o en un país cercano. Estos suponen un 46%, mientras que un 34% no dudaría en volver a viajar en avión cuando hayamos superado la actual pandemia.

Impacto a largo plazo

La encuestra también señala que el 24% de los españoles estaría dispuesto a introducir cambios más radicales en su estilo de vida por su concienciación con el medio ambiente, si bien también indica que el 68% de los ciudadanos en España está más preocupado por enfermar por coronavirus que por las consecuencias del cambio climático, al ver estas como algo a largo plazo. Esto conlleva que un 74% de los encuestados no quiera utilizar, por el momento, el transporte público para reducir el riesgo de contagio. Si tenemos en cuenta únicamente a la población mayor, el porcentaje se eleva hasta el 77%, en contra de los ciudadanos más jovenes, de entre 15 y 29 años, entre los cuales la preocupación por la COVID-19 es menor.

Un dato sorprendente es que un 24% de los españoles está implementando cambios en favor del medio ambiente, cinco puntos más arriba que la media de la Unión Europea (19%). La mayoría de la población que está llevando a cabo dichos cambios en su vida proceden de Extremadura (35%), y suelen ser padres de menores (27%).

Según el estudio, los españoles tienen una opinión semejante a la del resto de ciudadanos europeos, pero también de los estadounidenses y chinos, con respecto a las opciones que consideran más accesibles para combatir el cambio climático. Así, un 40% de los ciudadanos europeos, un 38% de los estadounidenses y un 43% de los chinos consideran que dejar de volar es la medida más sencilla para dicho fin.

La opinión de las personas de los lugares citados también es similar con respecto a su mayor preocupación por el coronavirus que por el cambio climático, en un 75% si nos referimos a personas de Estados Unidos, un 71% en el caso de los chinos, y un 67% de los europeos. Todos ellos coinciden en la idea de evitar el transporte público y de reducir las probabilidades de contagiarse del virus.

Una conciencia que aumenta

El BEI también concluye que cada vez son más quienes responden sí a la pregunta de si piensan que sus decisiones y acciones pueden contribuir a la lucha contra el cambio climático, que en el caso de los españoles, es de un 80%, la mayoría de ellos personas jovenes.

El BEI, instrumento de la Unión Europea enfocado a los préstamos que ha realizado esta encuesta, es uno de los organismos que más está apoyando, en este territorio, los proyectos enfocados al clima y a la reducción de las emisiones de carbono.

Torres eléctricas como refugio para animales

Un estudio publicado en la revista Diversity señala que las torres eléctricas serían una posible solución ecológica a la pérdida de especies por el cambio climático, de tal manera que actuarían como una reserva de biodiversidad para animales pequeños.

El estudio, denominado “Transporting Biodiversity Using Transmission Power Lines as Stepping-Stones” ha sido desarrollado por un equipo de la Estación Biológica de Doñana (EBD), el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) y el investigador principal, Miguel Ferrer.

El equipo ha realizado un experimento real con la pretensión de observar si sería posible transformar, de cara al futuro, las bases de las torres de las líneas de transporte de energía eléctrica en reservas de biodiversidad para animales de pequeño tamaño.

Consecuencias del cambio climático

La investigación parte de la idea de que una de las consecuencias del cambio climático serán los cambios de hábitats de las especies, algo complicado puesto que el paisaje fragmentado en el que se encuentran compromete su capacidad para dispersarse libremente. Por tanto, la biología de la conservación se enfrenta hoy al reto de facilitar los movimientos de esos animales, para lo que se serviría de la construcción de entornos conectados y accesibles que pudieran permitir que las especies rastrearan los cambios climáticos.

Para la realización del estudio, los investigadores llevaron sus ideas a la práctica en una superficie de 100 metros cuadrados que habilitaron como un refugio donde incluso plantaron arbustos, con el resultado del aumento de la diversidad y la densidad de diferentes especies de animales invertebrados, aves y mamíferos de pequeño tamaño.

Solución de futuro

La investigación sirve como una posible solución de futuro para las especies que se ven amenazadas por el cambio climático, en cualquier país del mundo y en diferentes redes de líneas de transporte.

Cada vez son más los estudios que señalan de los peligros a los que nos enfrentamos, tanto la especie humana como el resto de las especies, a causa del cambio climático; pero también aparecen investigaciones como la mencionada que ofrecen soluciones factibles para las que solo hace falta voluntad para ponerlas en marcha. De lo contrario, las pérdidas serían incalculables. ¿Vamos a esperar a que sea demasiado tarde?

Hyperloop, el tren fabricado en España que se desplazará a 1.200 km/h en tubos de vacío

hyperloop elon musk


Elon Musk, fundador de Paypal, Tesla o SpaceX financia una nueva forma de transporte que revolucionará la manera en la que nos desplazamos. No es el único que participa en el proyecto, pero su nombre siempre va acompañado de gran expectación (y algo de polémica). En esta ocasión no se trata de viajes al espacio. Es mucho más terrenal, se llama Hyperloop, se construye en España y es el futuro de la movilidad.

Hablamos de un tren supersónico que se prevé alcance velocidades superiores a los mil kilómetros por hora. La idea original no es nueva. De hecho, incluso un grupo de estudiantes de la Universidad Politécnica de Valencia participaron en la Design Weekend de la Universidad de Texas, cuyo objetivo era conocer ideas para este tren futurista. Los estudiantes valencianos apostaron por la solución que uniría Tánger con Madrid en 38 minutos. La propuesta fue una de las finalistas que se celebró en Amsterdam en 2017.

Pero la presencia española en Hyperloop no se queda ahí. Es precisamente en Málaga donde está tomando forma el primer prototipo de este tren supersónico fabricado con fibra de carbono. Lo llevan a cabo la compañía española Carbures junto con Hyperloop Transportation Technologies (HTT), uno de los tres consorcios que se encarga de su puesta en marcha.

De Puerto de Santamaría a Francia

El martes se presentaba en El Puerto de Santa María (Cádiz) la primera cápsula que ha tomado rumbo hacia la ciudad francesa de Toulouse, donde se procederá a su ensamblaje e integración antes de las primeras pruebas en pistas comerciales. 

Málaga, por su parte, acapara toda la atención tras el reciente acuerdo firmado entre Virgin Hyperloop One y Adif para hacer uso de las instalaciones de la española Adif en Bobadilla (Málaga). Un centro de innovación para experimentar sobre los posibles usos en transporte terrestre de este “súpertren”.

Se trata de una nave de 19.000 metros cuadrados donde Adif actualmente hace pruebas con los trenes de alta velocidad. Las instalaciones son de última generación y cuentan con zonas de fabricación, plataformas de prueba y equipos de Virgin Hyperloop One.

Hyperloop, un sueño que se hará realidad en 2030

Hasta ahora, los primeros prototipos de hyperloop han alcanzado los 387 kilómetros por hora en las pruebas realizadas en las instalaciones de ensayo de la compañía en Nevada (Estados Unidos).

Según ha informado la propia Virgin Hyperloop One, ya ha ensamblado la cápsula y desarrollado el sistema de levitación y guiado, el sistema de propulsión, el tubo y la creación de vacío.

Siguiendo los primeros pasos, ahora se trabaja también en validar en España los componentes del sistema para poder solicitar su certificación según la regulación europea. Se espera que, una vez superadas dichas fases, el centro de experimentación de hyperloop se mantenga en España para continuar dando soporte a las operaciones, el mantenimiento y la expansión internacional del sistema.

Adof y el Ministerio de Fomento calculan que la instalación de hyperloop en Bobadilla generará 250 puestos de trabajo directos de alta cualificación en cinco años, así como cientos de empleos indirectos.

Las claves de Hyperloop que la convierten en una tecnología revolucionaria

  • Hyperloop está fabricado con carbono (casi un 90%)
  • Menor consumo energético
  • Reducción de emisión de gases contaminantes
  • Alcanzará los 1.200 kilómetros/hora
  • Se desplazará dentro de una cápsula de vacío sobre una pista con levitación magnética y con resistencia aerodinámica ultrabaja, como los aviones.
  • Las cápsulas se ubicarán sobre columnas para absorber los movimientos del terreno, o bajo suelo, para garantizar su seguridad.
  • Apenas requiere de mantenimiento, como los actuales trenes. Podría estar en funcionamiento prácticamente las 24 horas del día.
  • No hará paradas entre trayectos.
  • En cada cápsula hay espacio para 28 pasajeros.
  • El motor es eléctrico y, por tanto, más respetuoso con el medio ambiente.
  • Es completamente autónomo, lo que reduce los fallos de origen humano.
  • Podría unir Madrid y Tánger en una hora, uniendo de forma pionera los dos continentes, Europa y África. El trayecto Madrid-Barcelona se realizaría en 39 minutos o un Madrid-Moscú en tres horas.
  • Hyperloop Transportation Technologies es una empresa con base en California (EE.UU.) que emplea a más de 800 trabajadores en 35 países diferentes.
  • Hyperloop se convertirá en el transporte más rápido existente, triplicando las velocidades de los medios de movilidad más novedosos.
  • El proyecto finalizará a mediados de 2020 en Abu Dhabi.

Rutas que podrían realizarse en Hyperloop

  • España – Marruecos. Recorrería 629 kilómetros en 47 minutos.
  • Reino Unido. Ruta Escocia y Gales. Recorrería  1.060 kilómetros en 89 minutos.
  • Reino Unido. Ruta norte ARC. Recorrería 545 kilómetros en 47 minutos.
  • Reino Unido. Ruta norte-sur. Recorrería 666 kilómetros en 50 minutos.
  • Alemania. Recorrería 1.991 kilómetros en 142 minutos.
  • Polonia. Recorrería 340 kilómetros en 34 minutos.
  • Francia – Italia. Córcega y Cerdeña. Recorrería 451 kilómetros en 40 minutos.
  • Estonia – Finlandia. Recorrería 90 kilómetros en 8 minutos.
  • Países Bajos. Recorrería 328 kilómetros en 41 minutos.

Pur Plant: cuida tu jardín con abono orgánico natural

¿Quién dijo que en la actualidad es imposible tener un jardín cien por cien orgánico y mantenerlo sin productos químicos tóxicos? ¿O que los abonos naturales forman parte del pasado? Nada más lejos de la realidad. El futuro de la agricultura y la jardinería pasa por la sostenibilidad, y nunca ha sido tan fácil hacerse con fertilizantes ecológicos, pues Internet nos presta la oportunidad de adquirirlos sin movernos de la silla. La marca Pur Plant sirve como ejemplo de esa búsqueda de métodos agrícolas naturales.

Bajo el lema “Volver a la tierra”, Pur Plant promueve formas de cuidado de las plantas sostenibles y orgánicas, en su compromiso con el desarrollo sostenible. De esta manera, es especialista en fertilizantes y abonos orgánicos de calidad que te permitirán cuidar tus plantas favoritas sin perjudicar al entorno, independientemente de qué tipo de vegetal se trate y sin importar si vives en el campo o tienes tu jardín en la terraza de tu piso en una ciudad.

Qué diferencia a Pur Plant de otras alternativas de abono para tu jardín y huerto

El estiércol de caballo, el humus de lombriz y la variedad de semillas de diferentes plantas que ofrece Pur Plant son sus productos estrella en su tienda online. Sus abonos dotarán a la tierra de los nutrientes necesarios para que las plantas crezcan sanas. Un proceso esencial, pero a veces desconocido incluso para algunos amantes de la jardinería.

No importa si prefieres plantar un huerto ecológico, un jardín de flores ornamentales o una mezcla de ambas. Uno de los primeros pasos, y el más importante, es contar con un terreno apropiado para aquello que vamos a plantar. Los productos de Pur Plant están diseñados para facilitar el desarrollo de las plantas sin perjudicar a la naturaleza, sin necesidad de utilizar pesticidas o herbicidas que interrumpen el ciclo natural de evolución de estas. Si se trata de un huerto, los fertilizantes y abonos orgánicos te harán mucho más fácil la tarea de obtener alimentos como tomates o patatas, entre otros muchos.

En cuanto a las semillas de Pur Plant, estas son naturales y garantizan la máxima calidad de las plantas o los alimentos que crecerán en ellas. Sobre estos, a su vez, no cabe duda de que son autóctonos y orgánicos, pero también reproductibles. Estas semillas proceden, además, de huertos españoles.

Origen

El municipio alicantino de Elda es el eje central de la historia de Pur Plant. Todo comenzó con la idea de su fundador, Quentin, de lograr que los fertilizantes orgánicos que utilizaba en su huerto ecológico del pueblo pudieran llegar también a los jardines de las ciudades y estuvieran al alcance de cualquier persona con interés por las plantas, independientemente de su lugar de residencia. La idea es evitar aditivos sintéticos y sustituirlos por productos cien por cien naturales que no tienen un impacto negativo en los ecosistemas ni en las especies que los habitan.

Si bien los abonos son sostenibles, la forma de producción no podría ser de otra manera. Así, los productos de Pur Plant son de comercio justo y son elaborados en España, teniendo en cuenta en desarrollo rural y de las personas que realizan su actividad económica en los pueblos.

Procesos cien por cien sostenibles

Pur Plant mantiene su compromiso medioambiental desde la obtención de los productos que comercializa hasta el envío de los mismos a los compradores, con un packaging hecho a base de cartón y papel reciclados, reutilizables y compostables, de manera que también potencia la economía circular.

Si tu compra supera los 29 euros, el envío te saldrá gratis. Durante el proceso de compra, también tienes la opción de donar 2 euros que irán destinados a la compra de una bolsa de zanahorias para alimentar a los caballos de los que se obtiene el estiércol que abonará nuestras plantas.

Si eres un auténtico amante de la jardinería, no olvides visitar el blog de Pur Plant, con contenido relevante acerca de este sorprendente ámbito. En sus redes sociales, Instagram y Twitter, también encontrarás información de calidad.

Cómo ayudar a la familia a adquirir hábitos de consumo responsable

Cuando pasamos a llevar un modo de vida más responsable con el medio ambiente, no siempre somos acompañados por nuestros parientes más próximos, quienes a veces no comprenden porqué hemos cambiado nuestras rutinas de repente, sobre todo al principio. Hemos de asumir que tendremos que lidiar con situaciones que no nos gustan, pero también tenemos que comprender que no es fácil desprender a nuestros familiares de las costumbres que tienen más arraigadas o de los productos que utilizan desde hace años.

Lo más importante es respetar los procesos individuales de cada persona, para evitar que estas vean nuestros actos como negativos y se acerquen, poco a poco, al consumo responsable. Es cierto que hay determinados aspectos en los que muchas familias ya están concienciados, como el reciclaje. Pero nos encontramos en un momento en que debemos ir más allá, y la naturaleza nos está avisando con el calentamiento global. El movimiento zero waste es un buen ejemplo de que se puede hacer algo más que reciclar: rechazar, reducir, reutilizar y compostar.

Cómo generar menos desperdicios en familia

Si bien la reducción de los desperdicios es una de las máximas del zero waste, no parece sencillo a priori, aunque puede ser muy fácil si nos lo proponemos. Reducir los residuos en el hogar es un gran paso para ayudar a nuestro planeta. Para ello, ten en cuenta los siguientes consejos:

  • Reflexionad antes de tirar comida a la basura. Esto es algo que muchos hemos escuchado de nuestros abuelos, pues muchos de ellos han vivido momentos en los que los alimentos no eran tan accesibles. Pero no es el caso de las nuevas generaciones en países como el nuestro, acostumbradas al consumo masificado. Más allá de eso, tirar un alimento a la basura supone que tengas que comprar más comida, y que, para obtenerla, se utilicen más tierras de cultivo o animales de granja, que contribuyen a la contaminación por pesticidas o por emisión de gases de efecto invernadero, deforestación, etc. Si un alimento se encuentra en mal estado, no tienes la obligación de ingerirlo, pero sí puedes recurrir, por ejemplo, al compostaje. En algunos casos, puedes hacer nuevas recetas con los restos de otras (por ejemplo, un caldo con los restos de las verduras que has utilizado para otra preparación culinaria). Otra opción es congelar aquello que no vais a comer, antes de que se ponga malo. Todo ello, además, te permitirá ahorrar dinero.
  • Menos plástico. A día de hoy, no es ningún secreto que el plástico supone un grave peligro para los ecosistemas y las especies que los habitan. Este es, quizá, uno de los asuntos de los que más se habla cuando se mencionan los problemas del medio ambiente, y uno de los que más están teniendo en cuenta las empresas y las grandes cadenas de supermercados. Podéis optar por comprar bolsas de tela para hacer la compra en casa, y decir adiós a las bolsas de plástico definitivamente (incluso puedes regalarlas a los miembros de tu familia). En cualquier caso, van a estar prohibidas muy pronto y lo mejor es adelantarse a ese momento. Para guardar los alimentos, se pueden utilizar envases de vidrio o de silicona. Cuando necesitéis hacer la compra, lo mejor es hacerlo a granel, siempre que podáis.
  • Menos papel. Tampoco el papel es indispensable. Aunque este puede ser uno de los sustitutos al plástico, hay ocasiones en las que no es necesario, pues es un residuo generado tras muy poco tiempo de vida útil. Por ejemplo, podéis sustituir las servilletas de papel por servilletas de tela en tu hogar, o utilizar herramientas digitales para trabajar, en lugar de imprimir folios escritos.
  • Probad productos de higiene ecológicos. El uso de elementos químicos y tóxicos en los productos de higiene es bastante frecuente. Por eso, también ayudáis al medio ambiente si sustituís jabones, cremas o cosméticos por alternativas ecológicas y zero waste. Será mejor para vosotros y mejor para la naturaleza. Los más atrevidos pueden incluso probar a hacerlos en casa.
  • Limpieza menos tóxica. A la hora de hacer la limpieza, es habitual que los productos que utilizamos también contengan tóxicos, por lo que no estaría mal probar alternativas. Por ejemplo, el vinagre es un remedio natural para la eliminación de manchas en la ropa o para limpiar cristales o soportes metálicos. El bicarbonato también es un buen aliado de la limpieza y el cuidado del hogar, ideal para el baño.
  • Productos de proximidad. Si en vuestra casa consumís productos de cercanía, procedentes de los comercios más próximos, estaréis ayudando al medio ambiente y a los pequeños negocios de vuestro barrio, pueblo o ciudad. En muchos casos, también podéis comprar directamente al productor, ahorrando transporte e intermediarios. Comprad solo lo indispensable, no os dejéis llevar por los caprichos, y siempre que podáis, reutilizad lo que ya no queréis o no necesitáis. En cuanto a la moda, la ropa de segunda mano es una buena opción. Y en general, es una buena idea apoyar a los emprendedores que apuestan por el consumo responsable, sea cual sea su sector.